La mujer, pilar básico de la sociedad.

En todas las culturas existentes en el mundo, la mujer, es el pilar fundamental en el que se apoya la familia y la sociedad. Insaciable en su día a día, asume la responsabilidad del mantenimiento y cuidado de sus hijos y su marido, cuando a veces también lo hace de sus mayores. Para más mérito, en las últimas décadas, la mujer lucha por integrarse en el mercado de trabajo sin dejar de lado ninguna de sus anteriores responsabilidades, es más, lo hace para mejorar la situación en la que se encuentran sus responsabilidades.

El día 8 de Marzo, se celebra el día internacional de la mujer trabajadora. Sin embargo, ese día más que celebrar, tenemos que reivindicar, tanto hombres como mujeres, una serie básica de principios que ha estas alturas del siglo XXI deberían de estar más que superados y que no lo están.

Primero, el apoyo político. Ahora que es tiempo de campaña electoral, desde el sector de la derecha conservadora y la iglesia, se escuchan permanentemente mensajes “a favor” de las familias en sus discursos. Que si la familia se rompe, que si la familia está en peligro, que si se está olvidando a la familia, etc. Mensajes vacíos de contenido pleno. Desde la izquierda, no se escuchan propuestas potencialmente interesantes para las familias. Como bien suele decir Vicenç Navarro, cuando se habla de familia en España, hay que hablar de mujer. Y es por eso, que los partidos políticos tienen que autoconvencerse de que ayudar o facilitar las cosas a las mujeres, es ayudar y mejorar el bienestar en las familias. Lo único existente en nuestro país para aliviar la situación de las familias (mujeres) es una aún inmadura ley de la dependencia.

En segundo lugar, las condiciones del mercado laboral son discriminatorias. Para comenzar, las tasas de paro femenino de nuestro país para el último trimestre del 2007 es de un 11′00% para las mujeres frente a un 6′83 % para los hombres (según el INE). Según los datos que presenta la ONU en su informe sobre desarrollo humano del 2007, en España, la relación de ingresos estimados entre mujeres y hombres es de 0′50. Esto quiere decir, que las mujeres en España por término medio, cobran la mitad que los hombres. En este informe también aparece información sobre las horas diarias que le dedica la mujer y el hombre a la cocina y limpieza del hogar, 3:22 y 0:37 respectivamente. En el cuidado de los hijos, las mujeres dedican diariamente 30 minutos frente a 12 que dedican los hombres. Y los hombres disfrutan de 5:34 horas libres al día frente a 4:34 horas libres al día que tiene la mujer española. Es bastante curioso, que en campaña electoral no se mencione ninguno de estos datos por parte de ningún partido político.

Y en tercer y último lugar, el reconocimiento práctico-social de igualdad entre hombres y mujeres. Y es que la cultura machista en nuestro país está bastante arraigada aún hoy día. En muchos de los hechos cotidianos, la mujer no goza del mismo reconocimiento o trato social que el hombre. Es en este plano, donde la educación (escolar, familiar y social) juega un papel fundamental a la hora de transmitir los valores de igualdad y de rechazo hacia cualquier tipo de discriminación.

Todo lo anterior lo he escrito motivado tras conocer un curso que se está realizando en Granada y que va dirigido al público universitario femenino de dicha ciudad. Se trata del “Curso Casa 10″,  organizado por la asociación universitaria Alfaguara, la formación cristiana que se encomienda a la Prelatura del Opus Dei según se describen en su web, y que está subvencionado por el propio ayuntamiento de Granada.

En el cartel del curso podemos leer: “¿Sabes coser el bajo de un pantalón? ¿Y hacer una buena tortilla de patatas? ¿Hacer una compra inteligente… y que alimentos te ayudan a mantener el tipo? Todo esto y mucho más en CASA 10, curso especialmente diseñarlo para chicas universitarias que quieran ser mujeres 10 el día de mañana.

Pinchando aquí podéis verlo con vuestros propios ojos.

Yo me siento incapaz de comentar la noticia, por eso simplemente para esta ocasión altero el orden natural de los artículos-noticias que escribo colocando la noticia al final del mismo y no al principio como suelo hacer. ¿Y vosotros?

You must be logged in to post a comment.

Estadisticas y contadores web gratis
Estadisticas Gratis